Libros para viajar con la mente, por Sergio del Molino

Obras que le acompañaron durante la creación de 'Lugares fuera de sitio'.

Libros para viajar con la mente, por Sergio del Molino

Gibraltar, Melilla, Ceuta, Olivenza, Rihonor de Castilla, Llívia, Andorra, el Condado de Treviño, Valle de Villaverde, Rincón de Ademuz y Petilla de Aragón son Lugares fuera de sitio. Los enclaves fronterizos que visitó Sergio del Molino para escribir su último libro, galardonado con el Premio Espasa 2018. El autor del exitoso La España vacía vuelve a coger el petate para observar, describir, para conocer y contar cómo funcionan todos esos lugares, para reivindicar la convivencia como forma de vida. El escritor -y viajero- recopila hoy para Librotea las obras que le acompañaron durante el periplo del que nació Lugares fuera de sitio. Del Molino cita grandes libros de viajes que son libros de grandes viajeros. Reivindica El mundo de ayer, las memorias póstumas de Stefan Zweig, como “un testimonio vívido y doloroso de cómo se implantaron las fronteras en Europa, y cómo las aduanas y los pasaportes lo rompieron todo”. Dice el escritor y periodista zaragozano que Goethe es “el paradigma del viajero distraído, con las manos en los bolsillos, comiendo fruta y embobado ante los paisajes” en las páginas de Viaje a Italia.Muchas páginas se han escrito sobre Gibraltar, y en esta estantería también se cuela un libro sobre la realidad del peñón. Sergio del Molino escoge Gibraltar. La roca en el zapato de España, de Manu Leguineche. Sobre el vecino Portugal el autor de Lugares fuera de sitio recomienda Viaje a Portugal, de José Saramago, y sobre esa frontera a ratos inexplorada señala La raya de Portugal. La frontera del subdesarrollo, de Antonio Pintado (seudónimo de Luis Carandell) y Eduardo Barrenechea.Otros libros incluidos en esta estantería son El equipaje del rey, de Benito Pérez Galdós,; Descripción de España, de Xerif Aledris, o Guárdame las vacas, de Albert Villaró. También estuvo durante el proceso de creación de Lugares fuera de sitio una obra de Francisco Candel: El gran dolor del mundo. Asegura Sergio del Molino que Candel “fue una figura importantísima para entender la cultura política catalana anterior al procés. Sus diarios iluminan las zonas más enfangadas del cenagal de hoy”.

Estantería

Recomendaciones de los editores